1/11/16

Mary Shelley 


y su paso por Villa Diodati 




Mary Shelley es para la memoria literaria la pionera del género de ciencia ficción y creadora de un monstruo moderno que nació en los albores de la  Revolución Industrial; Frankenstein o el moderno Prometeo. Aunque es conocida por la influencia que este libro dejará en otros creadores, escribió además cuentos, ensayos y biografías. Fue una mujer adelantada a su tiempo, vanguardista e incluso irreverente. "Mary Shelley fue una feminista en un tiempo en que había que derribar verdaderos muros para serlo", han dicho de ella algunos biógrafos.

"Me dediqué a pensar en un cuento, un cuento que hablara de los misteriosos terrores de nuestra naturaleza y despertase miedos estremecedores, que alejase al lector con temor de mirar a su alrededor, que paralizase la sangre y acelerara los latidos del corazón".

Precisamente su monstruo universal nació en un paraje de Suiza cercano al Lago Ginebra, Villa Diodati.  Allí pasó el verano de 1816 bajo unas lluvias torrenciales y la erupción del Volcán Tambora. Cuentan que Mary, su marido P.B. Shelley, Lord Byron y el físico y escritor J. W. Polidori pasaron una noche leyendo en voz alta una colección de historias fantasmagóricas alemanas traducidas al francés. En una de ellas un grupo de viajeros narraban los unos a los otros experiencias sobrenaturales que ellos habían experimentado. Esto inspiraría a Byron a desafiar al grupo a escribir una historia de miedo. Shelley escribió una basada en experiencias de su juventud, Byron escribió un fragmento y Polidori empezó "El vampiro". Mary quería escribir una historia que recogiese los miedos de la naturaleza y despertara terror. Pero esa noche no escribió nada.

Pocos días después, el 21 de junio el grupo estuvo discutiendo sobre "si el principio de la vida podía ser descubierto y si los científicos podían galvanizar un cadáver fabricado con partes humanas". Mary se fue a la cama y parece que tuvo una pesadilla:

"I saw the pale student of unhallowed arts kneeling beside
the thing he had put together. I saw the hideous phantasm of a man stretched out,
then, on the working of some powerful engine, show signs of life...
His success would terrify the artist; he would rush away...hope that...this thing...would subside into dead
matter...he opens his eyes; behold the horrid thing stands at his bedside,
opening his curtains..."

A la mañana siguiente Mary se dio cuenta de que había encontrado su historia y comenzó a escribir las líneas que comienzan el Capítulo IV de Frankenstein, "It was on a dreary night of November...". Completó la novela en mayo de 1817 y fue finalmente publicada en marzo de 1818 guardando en su interior multitud de temas de gran valor filosófico que han sobrepasado los límites del romanticismo para convertirse en un mito mundial.


No hay comentarios:

Publicar un comentario